Ilusiones


"No existe ningún problema que no te aporte simultáneamente un don.
Busca los problemas porque necesitas sus dones."

"Justifica tus limitaciones y ciertamente las tendras"

Richard Bach - Ilusiones

viernes, 17 de marzo de 2017

QUIEN SE FUE DE SEVILLA PERDIÓ SU SILLA


Procede de un acontecimiento real ocurrido en el siglo XV y que tuvo lugar durante el reinado de Enrique IV, rey de Castilla. 


Fue una disputa entre, Don Alonso I de Fonseca "el Viejo", arzobispo de Sevilla y Don Alonso de Fonseca "el Joven", nombrado arzobispo de Santiago de Compostela y que eran tío y sobrino, respectivamente.


En ese entonces el reino de Galicia andaba muy revuelto y con muchos problemas y desavenencias con Castilla. Don Alonso de Fonseca "el Joven" participó en ellas apoyando a su pariente Rodrigo Maldonado de Talavera, lo que provocaría que fuera condenado a dos años de cárcel. Su familia intentó con dinero y joyas de la catedral santiaguesa  pagar su rescate lo que provocó un gran escándalo y lo sentenció a un destierro de 10 años, esto hizo que pidiera ayuda a su tío y la solución fue intercambiarse las sedes arzobispales (1465).


Como Don Alonso I pudo arreglar todos los problemas en menos de cinco años (1469), logrando restablecer la paz y el orden en la diócesis de Santiago, quiso volver a ocupar la sede de Sevilla pero se encontró con  la desagradable sorpresa de que su sobrino se negaba a devolverle su cargo en el arzobispado, pues había quedado enamorado de la ciudad.


Este enfrentamiento entre tío y sobrino creó un gran revuelo y al final se hubo de recurrir a un mandamiento papal, a la intervención del rey de Castilla y algún que otro ahorcamiento de algunos de sus partidarios y así las sedes volvieron a intercambiarse, quedando Don Alonso I "el Viejo" nuevamente como arzobispo de Sevilla hasta su muerte en 1473.



Es un dicho muy conocido y que ha llegado hasta nuestros días, indicándonos que debemos tener cuidado de lo que nos pertenece, pues si lo abandonamos o no hacemos mucho caso de ello porque lo creemos seguro, podemos correr el riesgo de perderlo.


**************


Alonso de Fonseca y Ulloa (Toro (Zamora), 1418 - Coca (Segovia), 18 de mayo de 1473) fue señor de las villas de Coca y de Alaejos y arzobispo de Sevilla. Recibió el título honorífico de Patriarca de Alejandría lo que hizo que también fuera conocido como Fonseca el Patriarca o simplemente como el Patriarca.





Alonso de Fonseca y Acevedo (Salamanca, 1440 - Santiago de Compostela, 12 de marzo de 1512), Clérigo y Arzobispo de Santiago, está enterrado en el Convento de las Úrsulas de Salamanca.









No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada